FANDOM



Un regalo para Kit es una historia corta que cronológicamente se desarrolla después de Presa del Placer y antes de la cronología final de Dorian.

Personajes Editar

Historia Corta Editar

"Kit"

Kit colocó una almohada sobre su cabeza.

"Kit"

"¿Qué?"

Una oleada de energía crepitante y la almohada estaba siendo arrancada de su cabeza. "Levántate pequeño hermanito.”

Él gruñó a Rina. "¿Tienes que ser tan madrugadora?"

"¿Tienes que ser un dolor en el culo?" Encaramándose a su cama, ella se inclinó para revolverle el pelo.

"Ya basta, yo soy un soldado." Pero él no se apartó.

Rina sonrió. "Mi hermano menor, un soldado. Mi corazón está agitado".

"Voy a morderte… después de mi siesta. Vete."

En su lugar, Rina se inclinó para darle un sonoro beso en la mejilla. "No, tú me amas demasiado. Ahora saca tu culo perezoso de la cama", dijo mientras salía de la habitación.

"¿Por qué? Estoy fuera de turno." Y él era lo suficiente felino para disfrutar holgazaneando en la cama. Sobre todo porque estaba un poco nervioso, se centró en el reloj de pared y vio que eran las siete de la mañana del sábado.

"Tengo una sorpresa para ti", le gritó ella desde la cocina.

La curiosidad se disparó. El leopardo de Kit no era tan curioso como algunos, pero la palabra "sorpresa" definitivamente actuaba como la hierba gatera. Como bien sabía Rina. "¿Es un desfile de bailarinas desnudas?"

"Tal vez. Y te estoy haciendo el desayuno, así que date prisa antes de que se enfríe".

Sus cejas se levantaron. Rina era un ‘culo duro’ para el resto del mundo, pero en realidad a él lo trataba como a su hermano pequeño, sabía que siempre estaría ahí para él aunque fuera en el mismísimo infierno. Pero a pesar de ese vínculo, nunca lo había mimado. Así que el desayuno era una cosa rara. Lo suficientemente raro como para tenerlo seriamente intrigado.

Bien despierto ahora, se levantó y duchó rápidamente, se vistió con pantalones vaqueros y una camiseta blanca. Pasando un peine por el cabello, decidió que ya estaba bien y se fue con el olor del plátano con chispas de chocolate y crepes. "Oh hombre," dijo, describiendo una línea recta hasta la bandeja que Rina estaba poniendo sobre la mesa. “Lo que haya hecho para hacerte feliz… prometo volver a hacerlo cada semana".

Ella sonrió, mirando a un quinceañero con el pelo largo y rubio atado en una cola de caballo. "Si le dices a alguien que soy tan agradable, pondré arañas en tu cama.”

"Ja". Tragó el bocado que tenía en la boca. "No tengo miedo a las arañas."

"Sí, sí, tipo duro." Sentándose en una silla frente a él, ella hizo un trabajo rápido con su propio desayuno. "¿Terminaste?"

Él asintió con la cabeza. "Voy a limpiar la cocina."

"Déjalo por ahora." Señalando con la cabeza hacia la puerta, se levantó. "Vamos a ir a dar una vuelta, guapo."

Preguntándose por qué estaba ella en ese estado de ánimo, se ató los cordones de sus botas y la siguió. Cuando él fue a la puerta del lado del conductor, ella puso los ojos en blanco y se metió en el asiento del pasajero. Odiaba que condujeran por él, y aunque Rina también era dominante, ella había aprendido que esto era una cosa por la que no valía la pena pelear. "¿A dónde?"

"Waterfall Alley."

Sonriendo ante la idea del impresionante claro del bosque al que le habían puesto nombre de niños, se instaló y tomó los controles manuales.

"Entonces," dijo él mientras se dirigían a través de la niebla matinal, "¿cómo te va con el cachorro que está enamorado de ti?"

Ella gimió. "Cállate".

“Ustedes harían  una linda pareja, sin embargo, probablemente tengas que enseñarle algunos movimientos."

"Sigue así, campeón." Su gato se escuchó fuerte y claro en su voz.

Riendo, él continuó conduciendo a través del hermoso valle de Yosemite, los árboles suavizados por susurros de niebla. "Entonces, ¿Sigues entrenándote con Dorian?"

"Sí".

"¿Cómo te va?" Él sabía que había tenido problemas con Barker, el chico se había enamorado de ella, y Rina era demasiado fuerte para aceptar la dirección de un hombre que la dejaría tomar las riendas en otras áreas de la vida.

Ella hizo un sonido de satisfacción. "Él rompe mis bolas normalmente.”

"¿Er, Reen? Tú no tienes de eso.”

“Según algunos, las tengo. Grandes y de latón.” Ella sonrió. "Dorian está bien. Él sabe lo que hace. Si pudiera disparar como él... "

"Tú no tienes paciencia." Una parte fría y analítica de su cerebro conocía los puntos fuertes y débiles de cada uno en DarkRiver. "Pero tienes la habilidad y la aptitud para ser excepcional en primera línea de combate."

"Eso es lo que dijo Dorian."

Ella le lanzó una mirada penetrante. "Estás creciendo Gatito[1]".

Él gruñó.

Sonriendo, ella se echó hacia atrás en su asiento. "No hubieras dicho algo como eso hace un año".

"Hace un año, yo pensaba que era una mierda.” Llegando a la zona de estacionamiento designada, se bajó y tomó el sendero familiar. "Me encanta esto, estar aquí." Su leopardo estaba feliz y juguetón. "¿Quieres ir a correr después?"

"Sí." Esta vez, a su sonrisa le acarició un borde de tristeza.

Pasó un brazo alrededor de ella. "Hey, ¿qué pasa?"

"Todavía no."

Caminaron en silencio hasta que llegaron al tronco caído que era su mirador personal. Desde allí, se podía ver todo el valle, envuelto en niebla y belleza.

"Cuando tú eras un bebé", dijo Rina, sentándose a su lado, "y yo tenía doce años, nuestro padre me dijo algo."

"¿Sí?" El pecho de Kit se apretó ante el recuerdo de la cara grisácea de su padre.

"Me dijo que sabía que había una alta posibilidad de que él y mamá no estuvieran aquí para verte crecer hasta ser adulto."

Kit asintió. En estos días, la mayoría de la gente vivía más de un siglo, pero la madre de él y Rina no duró tanto, ella había nacido con una enfermedad genética que ni siquiera la ciencia del siglo 21 podía curar. Kit la había tenido hasta los catorce años. Su padre había vivido sólo un par de años más después de eso, el tiempo justo para que Rina cumpliera dieciocho años y para que Lucas prometiera que a Kit y Rina nunca le faltaría de nada.

"Los extraño como el infierno", dijo. "Ojalá papá estuviera aquí para verme, ¿sabes? Estaría muy orgulloso de ver que me he convertido en un soldado. Y mamá, ella nos mimaría como una loca, sin importar la edad que tuviéramos.”

Rina tocó la mejilla. "Ellos tenían una fe absoluta en ti." Metiendo la mano en el bolsillo, sacó una cadena con un par de placas de plata.

Él se quedó mirando mientras ella las ponía en sus manos.

"Yo tenía que darte esto cuando te convirtieras en soldado."

La emoción se estrelló contra él mientras leía la inscripción de la primera placa. "Estamos muy orgullosos de ti, hijo. Mamá y Papá." La segunda placa la veía borrosa, y tuvo que tragarse el torrente de sentimientos para poder leer lo que decía. Esta tenía su nombre y su rango de soldado DarkRiver, y en el reverso, el nombre de su madre, su padre y de Rina. Su mano se cerró en torno a ellas.

Cuando Rina se levantó para alejarse un poco de donde estaban, él sabía que le estaba dando la privacidad para llorar, recordar y apreciar el regalo. "Gracias," susurró él hacia el cielo.

Una ráfaga suave de hojas cayó sobre sus hombros, como si fuera una respuesta. Sonriendo, él pasó la cadena con las placas sobre su cabeza y se levantó para ir hasta Rina. "Eres una buena hermana, Reen".

Ella le dio un codazo. "Shh".

Riendo, él levantó una mano. "No voy a decir nada. Lo prometo”. Pero, pensó en privado, el hombre que fuera capaz de ganar su corazón salvaje sería un maldito tipo con suerte.

"Vamos mocoso, vamos a por esa carrera".

Kit vaciló. "¿Podemos hacerlo en forma humana?"

Los ojos de Rina fueron a las placas de identificación. "Por supuesto."

No podría usarlas siempre, eran demasiado valiosas para perderlas en un turno, pero hoy lo haría… y sentiría el amor de sus padres en cada tintineo del metal mientras chocaban entre sí.


Notas & referencias Editar

  1. Originalmente es Kit-Ten:, un juego de palabras con el nombre de Kit.

Enlaces de interés Editar

Historias
Libros La Noche del Cazador · La Noche del Jaguar · Caricias de Hielo · La Luna del Leopardo · Presa del Placer · Marcada a Fuego · Ardiente Recuerdo · Cautivos de la Oscuridad · Juegos de Pasión · La Llamada del Deseo · Tangle of  Need · Heart of Obsidian · Shield of Winter · Shards of Hope · Allegiance of Honor · Silver Silence
Novelas Beat of Temptation · Whisper of Sin · Stroke of Enticement · Declaration of Courtship · Texture of Intimacy · Secrets at Midnight · Echo of Silence · Dorian · Partners in Persuasion · Flirtation of Fate
Antologías An Enchanted Season · The Magical Christmas Cat · Burning Up · Wild Invitation · Night Shift · Wild Embrace
Extras Escenas Extras · Historias Cortas · Borradores · Epílogos · Escenas Eliminadas · Línea de Tiempo · Orden de Lectura

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar